Promover mecanismos de cooperación policial que permitan facilitar el intercambio de información de manera expedita entre los países de la región para hacer frente conjuntamente al crimen organizado transnacional.